La generación Z se está haciendo notar, tanto que están cambiando la forma de comunicación de los medios. ¿Qué buscan? Lee la reflexión de Mauricio Martinez

Todo vuelve a empezar
Columna: "Todo vuelve a empezar"

Nos está tocando ser testigos presenciales de uno de los cambios más interesantes en el mundo de la comunicación, y es que la existencia protagónica del internet en nuestras vidas ha puesto todo en su lugar. Nos ha sincerado, colocando en evidencia lo que realmente le gusta al mercado, a ese consumidor de no solamente contenidos, sino de servicios, productos, ideas, conocimientos, creencias, opiniones, ideologías, etcétera, que ve en el ciberespacio un lugar de libertad, un sitio donde encontrar lo que realmente le interesa sin tener que transar con un medio para que le proponga lo que quiere consumir.

En este contexto las reglas de juego cambian y se generan nuevas tendencias que hacen más robusta y segmentada nuestra cultura pop, entendiendo ahora, a la generación z (centennials) - estos muchachos que no tienen más de 18 años - como un bloque poderoso que está moviendo y protagonizando todos los números a la hora de realizar los estudios de alcances e impactos en el momento de medir las audiencias. La fuerza natural de esta generación, que tiene en el internet su hábitat regular, hace que los medios la encuentren sumamente atractiva para la realización de sus contenidos.

La generación Z
La generación Z

Si realmente quieres impactar y construir una marca poderosa, dirige tu puntería a los Z, son ellos los que van a manejar el mundo en los próximos años y son ellos los que nos están enseñando la importancia de la sinceridad en los medios, la proporción es directa, a mayor honestidad en tus contenidos cibernéticos, mayor cantidad de impactos, con lo cual, lo impostado y pre producido del pasado queda relegado frente a la simpleza y autenticidad del ahora.

Esto me recuerda y subraya que todos los movimientos contraculturales que trascienden dentro de nuestra historia siempre han estado liderados por la vehemencia y honestidad de la juventud, es esa fuerza la que ha movido el mundo constantemente. La idea de renovarlo todo y hacer las cosas mejores, siempre sabe a joven, pero no solamente en el sentido cronológico de la palabra, sino, en el de espíritu, este que te invita a probar cosas nuevas y moverte como si no hubieras visto nada antes, miremos a los chicos tienen mucho que enseñar.